De porno y segundas oportunidades.

Existe un género en sí mismo que es las “Pelis de segundas oportunidades” (también está el del porno, pero de ese mejor no hablo, no soy ningún experto, … ¡je!, palabra). Sí, el de las películas de volver a empezar. De reiniciar. De intentarlo de nuevo. De haber tocado fondo y hacerse un “ave fénix”. Salir de las cenizas y remontar el vuelo. Mirar de nuevo hacia adelante y tirar “pa´rriba”. Dejar atrás el “embarrado” pasado y volver a la casilla de salida. Al inicio. Al principio de todo. A darse “chance” y regalarse uno mismo una nueva oportunidad. Para esta vez, no fallar.

Sigue leyendo «De porno y segundas oportunidades.»

De “malos tipos” y “peores personas”.

Es curioso como dos películas tan antagónicas y opuestas, una cinta independiente nórdica y una película de animación americana para niños, puedan estar tan conectadas. Las dos, en el fondo hablan de lo mismo. Del conflicto interior que provoca a sus protagonistas lo que esperan de ellos aquellos que les rodean y lo que, a diferencia, su naturaleza les pide. De ser honesto con uno mismo o dejarse llevar por los demás, de seguir los instintos personales, aunque sean primarios y nada bien vistos, o venderse a los cánones y normas establecidos por la “adocenada” sociedad.

Sigue leyendo «De “malos tipos” y “peores personas”.»

Los amores difíciles.

A los amores les pasa como a los aires, que a veces son difíciles, como bien escribía la fantástica (D.E.P.)  Almudena Grandes en una de sus novelas y como bien saben, entre otros, los gaditanos o los que pasamos nuestras vacaciones en tierras de nuestra amada Cádiz. Que nos venga el tiempo de Poniente, deseamos siempre, acogedor y agradable. Amable y disfrutable. Ligero y suave.  Pero que no llegue el de Levante. ¡Ese no, horror!! Que lo complica todo. Que consigue que la estancia sea insoportable y a veces hasta imposible. Que llega a provocar que la gente enloquezca y les “explote” la cabeza. Que hace, que, a pesar de estar en el espacio más maravilloso del planeta, tengamos que ausentarnos, dejarlo, porque la experiencia es todo menos placentera.

Sigue leyendo «Los amores difíciles.»

De MADRES (y PADRES) PARALEL@S.

Veo en el mismo día dos de las películas más esperadas por los cinéfilos de la temporada. Me refiero a las “Madres Paralelas” de Pedro Almodóvar y la última y flamante Palma de Oro del Festival de Cannes, “TITANE”. Dos películas que no pueden ser más diferentes en forma, una, un melodrama emotivo y bello, la otra, una cinta de ciencia ficción extrema y radical, pero que, curiosamente, están emparentadas en su temática.

Sigue leyendo «De MADRES (y PADRES) PARALEL@S.»