De amor y de odio.

 Así de contradictorios somos. No tenemos tintas medias. Somos capaces de lo mejor y de lo peor. ¡Ay, el ser, humano, …!!! Lo mismo nos da por la belleza y el amor, por la sensibilidad y la poesía, por el arte, la cultura, la bondad y la filantropía, por la parte positiva de la vida, por la entrega, la generosidad y la ayuda, que nos enfangamos en el peor de los odios, en la maldad, en la oscuridad y nos lanzamos de cabeza a la parte más perturbadora y controvertida del alma. Así somos. Así de complejos. Así de difíciles de entender. Así de extraños.

Sigue leyendo «De amor y de odio.»

Monumental “Dune”.

Hay cintas que, más allá de ser buenas, malas, mejores o peores (que todo depende de los gustos, nunca se olviden de ello “hoymevoyalcinemaniacos”; cada uno es cada uno, con sus “cadaunadas”), llegan a la cartelera con el “sambenito” bajo el brazo de “Película Fenómeno”, de “Largometraje Acontecimiento”, de “Cinta del Momento”, con todo lo bueno y malo que ello conlleva. Son obras que vienen precedidas de mucha expectación y de las que se habla largo y tendido antes, durante y después de su estreno en salas. Vienen precedidas por mucho “bombo”. Por mucho jaleo promocional y otro tanto de verborrea cinéfila. Este es el caso del largometraje que acaba de desembarcar, por todo lo alto, en nuestras salas de cine. “DUNE”.  

Sigue leyendo «Monumental “Dune”.»